jueves 26 de mayo de 2022

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE

Cómo reclamar

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
4 de septiembre de 2006 - 00:00
Cuando enfrenta una situación que considera injusta, el afiliado a una prepaga puede dirigirse a la Dirección de Defensa del Consumidor y solicitar una mediación. De no llegar a un acuerdo se abre un expediente en el que se investigará a la empresa que, de resultar culpable, recibirá una sanción y será obligada a corregir la cláusula contractual en cuestión.

En casos excepcionales o de extrema gravedad, en los que la vida del paciente corra peligro, éste o alguien cercano a él puede pedir ante la justicia civil una medida cautelar de no innovar para que se le restituya el servicio.

Si el reclamo no reviste urgencia, pero ocasionó un daño al paciente, cabe la posibilidad de accionar contra la empresa por daños y perjuicios ante el fuero Civil. En el juicio se le exigirá a la empresa el cumplimiento de las obligaciones de los contratos previstos por ley para el sistema de salud, puesto que el que pretende hacer valer la prestadora no puede ser aplicable. Ningún contrato privado entre las partes puede contradecir el marco superior de una ley del Estado.

Queda por último el fuero penal, para los casos extremos en que, debido a la suspensión de la prestación por parte de la empresa de medicina, el paciente sufrió un agravamiento de su salud. Se invocarán para ello, el artículo 94 del Código Penal si las lesiones fueran culposas, y el artículo 84, si el paciente fallece por el incumplimiento.

Seguí leyendo

Te Puede Interesar