sábado 28 de mayo de 2022

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE

Los peregrinos colmaron la ciudad

Las plazas principales y el Camping Municipal recibieron la mayor cantidad de peregrinos. Los controles no funcionaron: hubo arrebatos, punguistas y el tránsito fue un caos.

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
9 de diciembre de 2006 - 00:00
Entre el miércoles y el mediodía de ayer ingresaron a la provincia más de 20 mil personas por los principales puntos de acceso a la ciudad.

Por el puesto caminero ubicado en el Pantanillo ingresaron en sólo doce horas 11 mil personas, 4.588 lo hicieron por El Pantanillo; mientras que en el Portezuelo fueron 6.231 y en el de Sumalao 375. En su mayoría ingresaron en vehículos (1.365), luego en bicicletas (1.001) y motos (836).

Las plazas principales de la ciudad se colmaron de peregrinos, provenientes en su mayoría de Santiago del Estero, La Rioja, Tucumán y Córdoba, quienes utilizaron los espacios para el descanso.

En el camping municipal la cantidad de gente que ingresó superó las expectativas de otros años, y de acuerdo con lo informado por el coordinador general del lugar, Luis Ángel Bazán, 4.500 personas eligieron el camping para descansar antes de participar de la procesión. En el lugar se colocó un puesto sanitario para asistir las necesidades de los peregrinos y se brindaron todos los servicios.

Los controles no funcionaron: hubo constantes arrebatos y los punguistas actuaron impunemente durante toda la jornada. También fracasó el ordenamiento del tránsito, que fue un caos durante toda la jornada de ayer.

Los puestos de asistencia funcionaron ininterrumpidamente para brindar el desayuno, almuerzo y merienda a los peregrinos, en una jornada calurosa y con momentos de lluvia.

La Obra de Divino Niño, recibió como hace 15 años a cientos de peregrinos en el patio de la casa de Beatriz Rodríguez, quien agradeció las donaciones que hicieron posible, una vez más, asistir a quienes llegaron de otras provincias.

La Imagen de la Virgen del Valle visitó durante la siesta el monasterio de la Inmaculada del Valle, camino a El Jumeal y posteriormente se trasladó a la plaza El Maestro para dar inicio a la procesión.

Seguí leyendo

Te Puede Interesar