miércoles 29 de junio de 2022

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
Fosforitos

Ricos y crujientes

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
29 de mayo de 2022 - 01:00

Si no tenemos tiempo ni ganas de amasar, acudimos a los prácticos discos de empanada que van perfecto para esta receta.

Esta confitura clásica bien argentina tiene un sabor dulce y salado que lo vuelve perfecto como entrada para un almuerzo o cena, y también para servir a la hora del té. Los fosforitos rellenos de jamón y queso son riquísimos para acompañar con café y con el mate. Una opción para que queden más vistosos es cubrirlos con glasé real en lugar de azúcar rubia.

Ingredientes

- Tapas hojaldradas para empanadas, 12

- Jamón cocido, 200 g

- Queso de máquina, 200 g

- Huevo, 1

- Azúcar, 1/3 taza

Preparación

- Distribuir en la mesada o en una placa para horno los discos de hojaldre uno al lado de otro. Con las manos o con un palo de amasar estirar sin que se rompan dándoles forma cuadrada.

- En un bol romper el huevo, agregarle sal y batirlo.

- Con el huevo batido pincelar los cuadrados de hojaldre.

- Cortar las fetas de jamón y queso del tamaño del cuadrado y cubrir cada tapa con una capa de jamón y otra de queso.

- Doblar en dos de modo que quede el jamón y el queso como relleno del pastel.

- Volver a pintar con huevo, espolvorear con azúcar y llevar al horno precalentado a 200 grados.

- Retirar los fosforitos rellenos cuando la tapa esté dorada y el queso fundido (unos 5 a 8 minutos).

Tips

- Para saborizar aún más los fosforitos rellenos de jamón y queso se le pueden agregar especias o condimentos a la mezcla de huevo: pimentón, mostaza, ketchup o queso rallado van muy bien.

- Se puede usar jamón cocido o jamón crudo para los fosforitos rellenos de jamón y queso.

- La forma de cada fosforito así como su tamaño puede adaptarse al gusto de cada uno. Se pueden hacer triangulitos, cortarlos más chiquitos para comer de un bocado o enrollarlos sobre sí mismos.

Te Puede Interesar