la fiesta fue merengue, que ganó 2-1 el derby de españa

Real Madrid le cortó una racha al Barca en su casa

El conjunto blanco dio vuelta el partido por medio de Benzema y Cristiano, luego que Piqué abrió el marcador.
domingo, 3 de abril de 2016 · 04:00

Barcelona, defensor del título y líder de la Liga de España, perdió ayer el clásico con Real Madrid 2 a 1 en el Camp Nou, que se estremeció en la previa con un sentido tributo al holandés Johan Cruyff y terminó con una profunda desazón por el tanto decisivo del portugués Cristiano Ronaldo a cinco minutos del final.

El luso, con una definición entre las piernas del arquero Claudio Bravo después de dominar la pelota con el pecho dentro del área menor, se adueñó de una jornada especial para los catalanes, que asistieron en número récord esta temporada (99.264 personas) con la expectativa de ver el gol número 500 en la carrera profesional de Lionel Messi.

La noche parecía perfecta cuando el defensor Gerard Piqué, jugador símbolo de la institución 'culé', puso en ventaja al equipo de Luis Enrique a los 11 minutos de la parte final, aunque la alegría fue efímera porque el francés Karim Benzema igualó con una espectacular tijera seis minutos más tarde.

Real Madrid, que acabó en inferioridad numérica por la expulsión de su capitán Sergio Ramos (38m.ST), se dio el gusto de cortarle a su rival un invicto de 39 partidos en todas las competencias y se reinsertó en la lucha por la punta, que ahora le queda a siete unidades con las misma cantidad de fechas pendientes.

Barcelona no perdía desde el 3 de octubre del año pasado, en ocasión de la séptima jornada, cuando Sevilla lo venció 2-1 en el estadio Sánchez Pizjuán y los 'merengues' habían ganado por última vez en el Camp Nou en la temporada 2011-12, por idéntico resultado, con el portugués José Mourinho en el banco de suplentes.

La caída del conjunto de Luis Enrique (76 puntos) fue capitalizada también por el escolta Atlético de Madrid (70), que previamente goleó a Betis (5-1).

El árbitro Alejandro Hernández Hernández tuvo un mal desempeño y fue protagonista de al menos dos situaciones polémicas con clara incidencia en el marcador. En el primer tiempo, cuando estaban 0-0, ignoró un penal de Sergio Ramos sobre Messi y en el segundo, a diez del final, anuló un gol lícito del galés Gareth Bale por supuesta falta sobre el marcador Jordi Alba.

En general, el juego del 'derby' español estuvo por debajo de lo esperado y sólo en algunos pasajes de la parte final tuvo la electricidad de suponer para un partido con figuras de esa categoría. Messi no pudo ser la figura y los flashes fueron para Cristiano Ronaldo.Superado el clásico, ambos se concentrarán en el inicio de los cuartos de final de la Liga de Campeones, pues Barcelona recibirá a Atlético de Madrid y Real visitará a Wolfsburgo de Alemania.

Otras Noticias