Reactivarán la apicultura

INFO-GRAL | 

El trabajo en red entre la Escuela Agrotécnica “Dr. Rodolfo Morán”, el INTA, la Dirección de Bromatología de la provincia y los productores apícolas comienza a dar sus primeros frutos, pensando en reactivar la producción de miel.

La escuela pondrá a disposición de los productores la maquinaria y las instalaciones edilicias para que se ocupen del proceso de extracción y procesamiento de la materia prima; por su parte INTA y Bromatología de la provincia realizarán los aportes correspondientes para la habilitación y comercialización del producto. “Es conocido que Andalgalá tiene miel de características muy buenas; la idea es potenciar esto con el tiempo y hemos empezado a hacer algunos análisis con Bromatología, que nos ha dado el apoyo” dijo la bioquímica del INTA Catamarca, Rosario Scaltritti.

La licenciada Rosana Soria, directora provincial de Bromatología, estuvo certificando las instalaciones y procesos en el que se ejecuta el proyecto: “Lo que queremos hacer es el acompañamiento a ambas instituciones, planificar tareas, planificar capacitaciones, de que la estructura edilicia esté en condiciones para lograr las habilitaciones tanto del establecimiento como del producto. Cada productor tiene que asumir el compromiso de que va a interactuar con las instituciones, o sea es un trabajo en conjunto porque si la voluntad del elaborador no está presente de nada sirve el esfuerzo que ponga la institución” acotando que la producción se regirá bajo el Código Alimentario Argentino.

Son alentadores los resultados exploratorios realizados a la miel, los que arrojaron datos muy buenos no tan solo en calidad comercial, sino también bromatológicos. “El producto resulta seguro para el consumidor y no es un dato menor. Esto nos da la pauta de que debemos seguir trabajando en forma articulada entre las instituciones, la escuela y los mismos productores”, dijo. 

Por su parte, el ingeniero Orlando Pérez, jefe de la Agencia de Extensión Rural del INTA Andalgalá, quien acompañó a las autoridades y productores, dijo que está “muy satisfecho porque hay apicultores, hay alumnos, hay profesionales no solo de la rama agropecuaria; todo eso me parece que es un hecho importantísimo, fundamentalmente porque estamos insertos en una escuela de educación agropecuaria. Qué mejor que los chicos tengan, cuando piensan en un alimento, que no es solamente la producción, cómo saco ese alimento, si saco mucho o poco sino en qué condiciones lo hago, bajo qué normas, bajo qué protocolo” razonó el profesional. 

Más Noticias